Por el buen camino


Cinco meses de deberes bien hechos y una exitosa gestión con las instituciones comunitarias, han dado como resultado una ayuda financiera del Euro Grupo que acredita el nuevo grado de confianza que el Reino de España suscita. La fórmula arbitrada por las altas instancias europeas, ha merecido el beneplácito de Estados Unidos, Francia, Alemania, Italia y otros países de nuestro entorno, y puede considerarse muy favorable a los intereses de nuestro país. Nos permite armonizar las necesidades de algunos de nuestras entidades financieras con la decidida política del Gobierno Rajoy encaminada a una firme y paulatina recuperación económica que deberá propiciar el regreso del crédito a nuestras pymes y empresarios autónomos, así como a las familias españolas. Conociendo ya esa política, es de esperar que nuestro Ejecutivo no disponga de ese crédito más allá de lo estrictamente necesario. Si puede limitarse a disponer de apenas un 50% de la solidaria línea de crédito que Europa ha destinado a sanear nuestras cajas de ahorros, la gestión podrá calificarse de excelente. La importante medida viene así msmo a evidenciar el peso específico de España en una Europa del Euro de la que es parte esencial.  Los españoles, a pesar de las manifestaciones en negativo de determinados líderes de izquierdas, debemos sentirnos satisfechos con este logro. Cuantos dimos nuestra confianza al nuevo Gobierno, nos sentimos por el momento satisfechos. Hechos y no palabras es los que veníamos necesitando. Las críticas sobre si el Presidente del Gobierno debería explicar más las cosas a los ciudadanos, pueden tener su razón; pero ello es consecuente con la forma de ser de unos políticos luchadores que atienden más a los hechos que a la  verborrea. Hay líderes en la oposición que viven de cuestionar si determinadas informaciones debería haberlas dado el señor Rajoy, y no uno de sus ministros económicos. Pues, miren ustedes, la cosa va según estilos. El acual gabinete que dirige los destinos de España tiene su propio estilo, y un sevidor prefiere constatar hechos concretos y gestiones bien realizadas que escuchar mensajes demagógicos. Digan lo que digan algunos, estos cinco meses de rodaje del nuevo Gobierno nos han permitido comprender que ha hecho todo cuanto había que hacer hasta estos momentos. Los señores Rubalcaba, Llamazares, Cayo Lara, Toxo y Méndez, adversarios irredentos de nuestro actual Gobierno, se ven y se desean en su común esfuerzo por restar valor a la importante decisión tomada por el Euro Grupo con respecto a España. No pueden digerir el hecho de que un gobierno del Partido Popular esté siendo capaz de deshacer los entuertos que ellos generaron, como ya sucediera en España en otras ocasiones. Hasta el sucesor socialista del señor Zarkosí, y otros líderes europeos de esa cuerda, parecen estar viéndolo así.

Publicado en “La Tribuna”, el 11-06–2012 

Explore posts in the same categories: Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: